Vivir en el presente

por 19 Oct, 20200 Comentarios

El ritmo cotidiano, anhelar la vida previa al confinamiento, y suponer qué pasará en el los meses que llegarán, nos impide apreciar lo que tenemos hoy

Quedarnos encadenados al pasado o dejar que todos nuestros pensamientos se dediquen a los planes del futuro pueden ser un problema, puesto que nos impiden vivir en el aquí y en el ahora. Mientras estemos atormentados por el ayer o confundidos por el mañana nos será imposible disfrutar la vida que se nos escapa hoy de las manos.

“La vida es lo que pasa mientras hacemos planes”, satiriza John Lennon haciendo referencia a la importancia de vivir. Permanecer en el espacio que es “hoy”, pero extrañando el “ayer” y anhelando el “mañana” nos aleja de construirnos hoy, puesto que no podemos enfrentar lo que sentimos, lo que hacemos, lo que queremos.

Parte de la educación se ha enfocado en prepararnos para el futuro, que nos implica centrar nuestra energía en el día de mañana. La racionalidad nos obliga a aprender del pasado, haciendo a un lado el instante presente. Anhelamos el futuro que pueda sanar la nostalgia que sentimos por la libertad que teníamos hace algunos meses. Ello nos coloca en una temporalidad incierta, fuera de la realidad. Y lo único que provocamos es desperdiciar los instantes que conforman a la vida.

De hecho, puede haber ocasiones en las que recurrimos a experiencias del pasado o a esperanzas depositadas en el futuro para evitar confrontar el momento presente, asegurándonos de que “ya pasará”… y es así. Pero lo mejor es que estemos conscientes para aprender de dicha experiencia y que lo utilicemos a nuestro favor.

Es inevitable refugiarnos en el pasado en algunas ocasiones, ya que nos sentimos protegidos con lo conocido. El problema ocurre cuando nos aferramos al recuerdo de lo que fuimos, sentimos, hicimos… Ante esta circunstancia, comparamos la actualidad con las experiencias pasadas, y nos impide apreciar la oportunidades del presente e incluso iniciar proyectos.
Por otro lado, fijar nuestros pensamientos en expectativas o en suposiciones de lo que podría ocurrir si realizamos tal actividad o si logramos equis meta, nos impide observar lo que contamos hoy, además de que si no se realizara nos llenaríamos de ansiedad, frustración y decepción.

Claves para vivir en el presente:

  • “Solo por hoy”, es la frase que se utiliza para las personas que están dejando una adicción, pero también podemos aplicarla todos cotidianamante, ya que permite un cumplimiento de metas a corto plazo y nos enseña a observar los pequeños detalles de la vida.
  • Tomar consciencia de las acciones. Conectarnos plenamente con la actividad que estamos realizando, no solo nos hará más eficientes y productivos, sino que genuinamente disfrutaremos lo que estamos haciendo.
  • Tomar un descanso cuando sea necesario, nos permitirá sentirnos menos saturados y apreciar el esfuerzo realizado hasta el momento. Así, tampoco confundiremos las ganas de renunciar con las de descansar.

La capacidad de adaptación resulta fundamental para poder valorar lo que se tiene y obtener los mejores resultados dadas las condiciones.

Acerca del autor

Miriam Suárez

Acerca de mi:

Puedo ofrecerte escucha empática y un espejeo de ti para que te conozcas mejor y alcances tus objetivos.

Agenda una sesión en línea conmigo, consulta mi disponibilidad.

0 comentarios

Deja un comentario

20%

de descuento en tu primera sesión.